San Martín no pudo concretar la gran cantidad de chances que generó y perdió el clásico con Casa de Italia por 7 a 5. Abraham, Vilson Cvetnic x2, Boris Cvetnic y Luciano Ambrosio marcaron para el León.

En esta clase de deportes, donde lo que decide un ganador es el marcador final, el que merece la victoria muchas veces no es el que termina consiguiéndola. Y esto quedó demostrado anoche. San Martín, por momentos, dominó la bocha a su gusto y arrinconó a Casa de Italia pero el conjunto local fue más efectivo y se quedó con la victoria.

Los primeros diez minutos del encuentro fueron todos para el Chacarero, que mostró movilidad y una gran variedad de ideas para llegar hasta el arco de Mauricio Aranda, que tapó todo lo que le tiraron. Parecía que en cualquier momento la visita se iba a poner en ventaja pero finalmente la cuestión no fue así.

Ambrosio, dentro del área, derribó a Agustín Domínguez y el árbitro cobró penal a favor de los Tanos. El mismo Domínguez lo cambió por gol. Unos pocos minutos más tarde, otro penal ejecutado por el cinco puso la historia dos a cero, y luego de un par de segundos Guillermo Forne estiró la cuenta.

15 segundos tardó en reaccionar el León, que con un remate de Guerrero y el posterior desvío de Abraham descontó. Cerca del final, y para poner nuevamente a San Martín en partido, apareció Vilson Cvetnic. Para poner un poco más de emoción, los Albirrojos desperdiciaron un libre a través de Diego Guerrero, que podría haber sido el empate antes del descanso.

En la segunda etapa Walter Sisti cambió libre por gol y marcó el 4-2, pero Vilson Cvetnic volvió a demostrar su calidad y levantando la bocha por detrás del arco descontó. Luego del tanto, el conjunto Albiazul desperdició dos libres que fueron claves para mantener al León en carrera.

Casa de Italia no se dio por vencido y a través de uno de sus puntos más altos, Agustín Domínguez, festejó dos anotaciones más. Cerca del final se ilusionó la visita con la remontada: Sacó sus garras a relucir y con los goles de Boris Cvetnic (con la polémica de la rotura de su patín cuando se disponía a rematar el libre) y Luciano Ambrosio se puso a uno de la paridad.

No era la noche Albirroja y Guillermo Forne lo demostró. Faltando dos minutos y para sentenciar cualquier intento de hazaña, el nueve venció la resistencia de Giunta y le puso cifras definitivas a un partido que para San Martín fue cuesta arriba. Lo remontó dos veces, siempre estuvo con posibilidades claras de ganarlo, pero finalmente y por la efectividad rival lo terminó perdiendo.

Casa de Italia (7): Mauricio Aranda, Juan Pablo Domínguez, Agustín Domínguez, Maximiliano Forne y Guillermo Forne. Ingresaron: Nahuel Marigliano, Walter Sisti y Lucas Tagliaferro. DT: David Sas.

San Martín (5): Mario Giunta, Diego Guerrero, Luciano Ambrosio, Boris Cvetnic y Vilson Cvetnic. Ingresaron: Nicolás Abraham y Marco Lombino. DT: Mariano Guerrero.

Goles: PT 9’26’’ y 12’42’’ Agustín Domínguez (CDI), 13’26’’Guillermo Forne (CDI), 13’39’’ Nicolás Abraham (SM) y 20’19’’ Vilson Cvetnic (SM). ST  43’’ Walter Sisti (CDI), 2’31’’ Vilson Cvetnic (SM), 11’28’’ y 16’39’’ Agustín Domínguez (CDI), 19’38’’ Boris Cvetnic (SM), 21’08’’ Luciano Ambrosio (SM) y 22’32’’ Guillermo Forne (CDI).

Árbitros: Julio Sosa – Martín Acevedo.

 Pista: Casa de Italia

 Por Ema Cenci. Fotos: Jorge Ruiz y Mauricio Castillo